Catálogo de Tecnologías para Pequeños Productores Agropecuarios  
  Catálogo de Tecnologías para Pequeños Productores Agropecuarios  
 

Portada|Catálogo de Tecnologías|Directorio de Instituciones|Acerca del Catálogo|SAGPyA

 

Botiquines veterinarios caprinos de uso comunitario y familiar

Descriptores      ¿qué significan?

Difusión 3: más de 20 productores   Costo 1: hasta $200   Mano de obra 1: hasta 3 jornales   Capacitación 2: entre 1 y 3 jornadas

Tema

Ganaderia

Provincia/s relacionada/s

Catamarca,
Córdoba,
Santa Fe

Institución/es

FUNDAPAZ (Fundación para el Desarrollo en Justicia y Paz),
INTA AER Villa Dolores (Córdoba),
Universidad Nacional de Catamarca Departamento de Producción Animal. (Fac. de Cs. Agrarias),
Universidad Nacional de Córdoba Grupo Ischilín (Fac. de Cs. Agropecuarias)

Palabras clave relacionadas

botiquines,
cabras,
cobre,
salinización

Descripción

Los botiquines veterinarios permiten superar los problemas sanitarios graves que se observan en la zona húmeda: las majadas sufren altas tasas de mortandad en animales mayores y menores, pérdida de peso y disminución de la fertilidad. Todos estos problemas repercuten negativamente en la cantidad de carne disponible para el consumo familiar y en la obtención de excedentes para su colocación en el mercado.

Esta tecnología consiste en poner a disposición de productores (o grupos de productores), botiquines que contengan los medicamentos veterinarios básicos para hacer frente a las enfermedades más comunes de la región. En especial, las parasitosis internas (gastroenteritis verminosa), parasitosis externa (pediculosis y miasis cutánea) y enfermedades infecciosas (pododermitis interdigital, enterotoxemia, neumoenteritis y ectima contagiosa).

El botiquín se usa en forma preventiva con tratamientos y vacunaciones estratégicas, y en forma curativa cuando aparecen problemas que no se pueden prevenir. Se usa como preventivo en el caso de enfermedades que atacan a cabritos: neumoenteritis y enterotoxemia por vacunación subcutánea.

Contexto de uso

Esta tecnología está siendo usada por más de 80 pequeños productores de la Cuña Boscosa, en forma individual o grupal.

Los pequeños productores de la Cuña Boscosa Santafesina pueden agruparse en 4 grupos: en primer lugar, los "pequeños productores no capitalizados". Son minifundistas que ocupan tierras propias.de un máximo de 200 ha, viven de la producción forestal (leña y carbón), la ganadería (venta de terneros) y producen para el autoconsumo. Los ingresos por ventas y los ahorros por producción doméstica, no son suficientes como para lograr una mínima capitalización. Estos productores se encuentran en una situación de equilibrio inestable debido a su baja productividad y/o rentabilidad. Estas familias son básicamente campesinas por la forma en que estructuran la unidad productiva con relación a la unidad doméstica.

La familia vive en la explotación, la producción se realiza con mano de obra familiar y disponen de escaso capital entre maquinarias e inversiones de infraestructura. En total son unas 250 familias.

En segundo término se encuentran los "productores medianos descapitalizados". Son productores que poseen algo más de tierra propia (200 a 600 ha) y han alcanzado un mayor grado de capitalización (hasta 100 vientres). Algunos poseen tractores viejos que no funcionan, han sido perjudicados por los procesos hiper- inflacionarios y no tienen capacidad negociadora propia. Son aproximadamente 200 familias.

En tercer lugar se encuentran los "pequeños productores con tenencia precaria de la tierra". Este grupo está constituido por familias que viven en tierras de terceros, quienes les permiten realizar actividades para el autoconsumo, crían algunos animales y eventualmente pueden explotar el monte. A cambio, cuidan el predio y los animales del propietario. Son alrededor de 100 familias.

Finalmente, los "trabajadores temporarios o changarines" que viven del trabajo extrapredial y de la producción para el autoconsumo.

Desde el punto de vista ambiental, la Cuña Boscosa Santafesina está ubicada al Norte de la provincia de Santa Fe en el departamento Vera. Tiene un clima subtropical con una temperatura media de 20 °C y un promedio de lluvias de 1.100 a 1.200 mm anuales. Las lluvias son en general torrenciales y en lugares con baja cobertura provocan el lavado del perfil del suelo y/o escorrentías que afectan la fertilidad y estructura del suelo y provocan inundaciones y procesos de salinización. Otros factores climáticos tales como las bruscas variaciones de temperatura, provocan severos daños a cultivos y forrajes desprotegidos de estructuras boscosas. Los tipos de monte que podemos encontrar son básicamente 3: el monte fuerte, el quebrachal y el algarrobal. Estos tipos de monte están relacionados con la topografía de la zona.

Desempeño

Debido a los recursos forestales disponibles, la producción caprina en la Cuña Boscosa se encuentra en una situación privilegiada. No obstante las características climáticas, no favorecen a la crianza de cabritos. La incorporación de ésta tecnología ayuda a paliar las dificultades sanitarias que se presentan, provocando un efecto directo sobre las majadas a corto plazo.

Antes de implementar los botiquines, los productores tenían un marcado desconocimiento de la mayoría de las enfermedades y de los métodos de control. Los pocos tratamientos que se realizaban se limitaban al uso de antibióticos (sin tener en cuenta si eran adecuados o no). La implementación de los botiquines veterinarios, presenta una serie de ventajas con respecto a la tecnología tradicional. Entre las más importantes se destacan: el aumento de la cantidad de cabritos nacidos vivos, el incremento de cabritos en las majadas, la disminución de ocurrencia de enfermedades y una mayor producción de carne para consumo familiar y venta. Al usar esta tecnología los productores logran un mayor control de las majadas y mejoran los ingresos provenientes de la actividad caprina. Entre las desventajas se puede mencionar la mayor dedicación que necesitan las majadas, la necesidad de reponer los insumos gastados, la dificultad que tienen algunos productores para memorizar o leer las instrucciones, las distancias a los centros comerciales para adquirir los productos y la necesidad de frío para conservar algunos productos veterinarios.

Costo

El productor debe comprar los insumos necesarios para la prevención y el tratamiento de las enfermedades más comunes de la región. En el botiquín no debe faltar 1 frasco de 100 cm3 para la neumoenteritis en cabritos ($5 para 50 cabritos), 1 frasco de 100 cm3 para la enterotoxemia en cabritos ($5 para 50 cabritos), 1 kg de sulfato de cobre para las pezuñas (5 $/kg), 1 desparasitante interno por boca de un litro ($13 para 200 dosis para cabras), 1 desparasitante externo de un litro ($13 para 200 dosis para cabras ó 1000 dosis para cabritos), 1 complejo mineral ($5 para 50 cabritos) y un frasco de antibiótico ($12 para 50 cabras).

El uso del botiquín veterinario requiere alrededor de un jornal/semana.

Resultados esperados

El uso de esta tecnología permite disminuir los problemas sanitarios de la majada, incrementar la cantidad de cabritos nacidos y destetados y aumentar la producción de carne para el consumo familiar y la venta.

El uso del botiquín permite aumentar los ingresos monetarios y no monetarios en alrededor del 20% (descontando los mayores gastos originados por la compra de insumos).

Esta tecnología no produce efectos adversos sobre el ambiente. No obstante, es necesario destacar que algunos de los envases de los productos veterinarios no se pueden reciclar (los productores por lo general los queman).

Adaptación

Por el impacto que provoca en las majadas, esta tecnología puede adaptarse a distintas situaciones. Los principales problemas que conspiran en contra de su utilización se refieren a que en muchos casos no se puede realizar la reposición de los insumos en tiempo y forma, las distancias que deben recorrer para comprar los insumos veterinarios y la falta de dinero en el momento oportuno para afrontar la compra de los productos.

Descriptores      ¿qué significan?

Difusión 3: más de 20 productores   Costo 1: hasta $200   Mano de obra 1: hasta 3 jornales   Capacitación 2: entre 1 y 3 jornadas

Tema

Ganaderia

Provincia/s relacionada/s

Catamarca,
Córdoba,
Santa Fe

Institución/es

FUNDAPAZ (Fundación para el Desarrollo en Justicia y Paz),
INTA AER Villa Dolores (Córdoba),
Universidad Nacional de Catamarca Departamento de Producción Animal. (Fac. de Cs. Agrarias),
Universidad Nacional de Córdoba Grupo Ischilín (Fac. de Cs. Agropecuarias)

Palabras clave relacionadas

botiquines,
cabras,
cobre,
salinización

Institución

Esta propuesta tecnológica fue generada por Fundapaz, en Santiago del Estero en 1990. Existen varias instituciones que ofrecen alternativas tecnológicas similares.

Fundapaz difunde esta tecnología a través de 4 cartillas específicas, el uso de audiovisuales, talleres prácticos para la multiplicación de la tecnología, jornadas técnicas abiertas realizadas en los distintos parajes rurales, videos sobre el manejo del rodeo caprino, visitas de intercambio entre productores, exposiciones rurales regionales y en seminarios para técnicos y distintos ámbitos interinstitucionales. Para que los productores logren manejar satisfactoriamente esta tecnología, se requiere que las capacitaciones apunten a que los productores conozcan los signos y síntomas de las enfermedades (1 jornada), se familiaricen con los distintos productos (0,5 jornada) y su uso práctico (0,5 jornada).

Para mayor información acerca de las características de esta tecnología contactar a FUNDAPAZ filial Vera. Esta ficha fue elaborada por el Dr. Sergio Torres.

Volver arriba
ARRIBA