Acción medicinal del membrillo

Las hojas y los frutos del membrillo (Cydonia oblonga) han sido utilizados en la medicina popular (y natural) desde hace siglos, donde ha sido indicado para ser empleado mediante infusiones para tratamientos de: trastornos gástricos, dolores de garganta, diarreas, hemorragias del intestino, enfermedades cardiovasculares, hemorroides, asma bronquial y tos. Al mismo tiempo, se ha referido que además de ser una buena fuente dietética por sus propiedades antioxidativas, posee propiedades antimicrobianas y contra las úlceras.

Se ha comprobado en los últimos años que esta especie es una buena fuente natural, segura y de bajo costo de diferentes clases de compuestos fenólicos. La cáscara y la pulpa del fruto confieren protección contra el daño oxidativo de los eritrocitos humanos y las hojas, en el mismo sentido, ofrecen un efecto antioxidante similar al de las hojas del té verde.

Recientemente se publicó un ensayo científico donde se verificó una nueva cualidad medicinal del membrillo, ya que tendría propiedades para el control de la proliferación de células cancerosas en cáncer de colón y de riñón.

First report on Cydonia oblonga Miller anticancer potential: Differential antiproliferative effect against human kidney and colon cancer cells

Autores: Marcia Carvalho, Branca M. Silva, Renata Silva, Patricia Valentao, Paula B. Andrade y María L. Bastos de distintas instituciones de investigación de Portugal.

Publicado en marzo de 2010 en el Journal of Agricultural and Food Chemitry de la American Chemical Society.

Los compuestos fenólicos están siendo estudiados con sumo interés últimamente ya que en ensayos anteriores se ha comprobado que tendrían acción contra el cáncer. Pero en general, los estudios se han llevado a cabo empleado determinados compuestos fenólicos puros, mientras que en la naturaleza se encuentran disponibles combinaciones de polifenoles en frutas y hortalizas. Se ha sugerido que las combinaciones de polifenoles serían más eficientes como agentes anticanceroso.

Por lo tanto, los autores decidieron investigar el caso del membrillo por los antecedentes medicinales y por los polifenoles que dispone.

La investigación consistió en analizar el perfil de los compuestos fenólicos que se encuentran en las hojas y los frutos (pulpa, cáscara y semillas) del membrillo y las propiedades antiproliferativas de extractos de estas partes.

Los extractos de hojas mostraron actividad antiproliferativa en células de cáncer de colon y no en cáncer de riñon e, inversamente, los extractos de semillas mostraron propiedades antiproliferativas en el cancer de riñón y no en el de colon. Los extractos de pulpa y cáscara de los frutos mostraron baja o nula actividad anticancerosa.

Los autores concluyen que el membrillo es un promisorio agente para la prevención y/o tratamiento del cáncer y que, seguramente, otras nuevas investigaciones permitirán incrementar el conocimiento sobre estas propiedades medicinales de la especie.